Skip to main content

Search

Search

Caries y dientes fuertes: Preguntas Frecuentes

Placa Vs. Sarro?

El sarro es básicamente placa bacteriana descuidada que se endurece y se adhiere tan fuerte a los dientes que solo un profesional de la salud oral con herramientas profesionales puede retirarla.

La placa bacteriana es una capa pegajosa en los dientes compuesta de saliva y partículas de alimentos atrapadas que se acumulan en la línea de las encías.

Si la placa no se elimina todos los días a través de un cepillado suave, el uso de hilo dental y de un enjuague bucal potente como LISTERINE®, puede endurecerse y convertirse en sarro. La placa bacteriana madura en ocho horas y su ácido puede atacar el esmalte dental tan pronto como se ingiere comida. Si no se elimina rápidamente, puede romper el esmalte y provocar caries.

La placa bacteriana también daña las encías porque causa enrojecimiento e inflamación al punto que sangran cuando entran en contacto con el cepillo o el hilo dental. En un estado avanzado incluso puede llevar a la retracción de las encías.

El sarro es duro, y poroso. Es de color amarillo o marrón y aparece en la línea de las encías. El sarro es placa bacteriana que no fue removida a tiempo y se ha endurecido gracias a los depósitos minerales en la saliva.

Las bacterias se acumulan dentro del sarro, causando caries, caída de dientes, así como enfermedad intermedia y avanzada de las encías.

Si no se elimina, continúa creciendo y calcificándose.

El sarro sólo puede retirarse por un profesional de la salud oral con sus herramientas profesionales. El cepillado con una crema de dientes que controle el sarro, uso de seda dental y enjuague bucal LISTERINE® pueden prevenir su aparición.

¿Qué es el flúor o fluoruro de sodio?

El flúor es un elemento natural reconocido para prevenir la caries dental cuando se ingiere o se aplica sobre los dientes en forma de una solución tópica.

El flúor reduce el número de caries en los dientes.

El ácido en la placa bacteriana conduce a la pérdida de minerales en el diente (desmineralización), lo que conduce a la caries dental. La formación de caries, sin embargo, puede revertirse por con el depósito de minerales en las áreas dañadas del diente. La aplicación de flúor tópico puede acelerar la restauración de los minerales perdidos en el diente.

Cuando el flúor es ingerido por via del sistema digestivo (estómago e intestinos) entra al torrente sanguíneo y fortalece los dientes durante el crecimiento. El flúor se encuentra a menudo en el agua potable en cantidades suficientemente altas como para reducir las caries, y varía según la zona del país donde te encuentres (y si bebes del grifo o filtrada y/o agua embotellada). También puedes obtener pequeñas cantidades de flúor al consumir ciertos alimentos, como las espinacas, zanahorias, espárragos, mariscos, té y comida preparada en agua fluorada, o mediante el uso de una crema dental con flúor o un enjuague LISTERINE® con flúor.

¿Los dientes de leche son tan fuertes como los dientes de los adultos?

Mientras que los dientes de leche son más blancos que los dientes permanentes, las capas del esmalte y dentina de los dientes de leche son más delgadas. La pulpa es también más grande en relación con el resto del diente, lo que significa que cuando tu hijo presente una caries, podrá alcanzar el nervio del diente mucho más rápido. Por esta razón visitar el odontólogo para los niños es extremadamente importante. Los dientes de leche también tienen raíces más cortas y no están anclados tan bien en el hueso, lo que facilita que se caigan más fácilmente. Este espacio permite que la raíz de los dientes permanentes tenga espacio para crecer debajo de los dientes de leche.

¿Los dientes de los niños son más blancos que los de los adultos?

Los dientes de leche son más blancos que los dientes permanentes, pero las capas de esmalte y dentina de estos son más delgadas. La pulpa dental es más grande en relación con el resto del diente lo cual quiere decir que el niño cuando obtiene una caries, ésta puede alcanzar el nervio del diente mucho más rápido, por lo tanto, visitar al odontólogo con frecuencia es muy importante en los niños. Los dientes de leche tienen raices cortas y no estan anclados en el hueso, lo que permite que estos se caigan facilmente. Esto le da a la raíz de los dientes permanentes más espacio para crecer debajo de los dientes de leche.

¿Debo usar enjuague bucal en mi dentadura postiza?

Si, debes cepillar tres veces al día y usar enjuague bucal dos veces, en la mañana y en la noche, para quitarle los residuos de comida a su caja de dientes.

Existen unas tabletas dentales de limpieza que disueltas en agua le permiten higienizar su caja de dientes durante la noche.

Siempre limpia tu caja de dientes con una toalla suave en un recipiente lleno de agua hasta la mitad, ya que puede resbalarse y romperse facilmente. Con agua tibia y un cepillo de cerdas suaves limpia tu dentadura postiza, y para una limpieza a fondo complete con LISTERINE® para mantener una boca con una sensación fresca y limpia. Cuando retire su caja dental de la boca, manténgala remojada en enjuegue bucal LISTERINE®.

¿Debería mi hijo remojar los paladares de ortodoncia en enjuague bucal diariamente?

Para minimizar el daño que hacen las bacterias al utilizar frenillos o paladares, muchos ortodoncistas recomiendan enjuagarlos dos veces al día con enjuague bucal LISTERINE®, sin embargo no necesariamente deben mantenerse en remojo.